sábado, 6 de noviembre de 2010

DERMATITIS SEBORREICA(SEBORREA O CASPA). PERCY ZAPATA MENDO.

Dermatitis seborreica


Es una dolencia cutánea, inflamatoria y común que hace que se formen escamas, que van de blancas a amarillentas, en áreas grasosas como el cuero cabelludo o dentro del oído, y puede ocurrir con o sin enrojecimiento cutáneo.


Costra láctea es el término que se utiliza cuando la dermatitis seborreica afecta el cuero cabelludo de los bebés.


Causas, incidencia y factores de riesgo


Se cree que la dermatitis seborreica se debe a una combinación de sobreproducción de grasa en la piel e irritación a causa de una levadura llamada malessizia.


La dermatitis seborreica parece transmitirse de padres a hijos. El estrés, la fatiga, los climas extremos, la piel grasosa, la limpieza de la piel y los champúes no frecuentes, el uso de lociones que contienen alcohol, trastornos de la piel (como el acné) o la obesidad pueden incrementar el riesgo de padecerla.


Las afecciones neurológicas, como la enfermedad de Parkinson, un traumatismo craneal y un accidente cerebrovascular pueden estar asociadas con la dermatitis seborreica. El virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) también está asociado con un aumento de los casos de dermatitis seborreica.


Síntomas


La dermatitis seborreica puede ocurrir en muchas áreas diferentes del cuerpo y, de manera característica, se forma donde la piel es aceitosa o grasosa. Las áreas comúnmente afectadas abarcan el cuero cabelludo, las cejas, las pestañas, los pliegues nasolabiales, los labios, la parte posterior de las orejas, el oído externo y a lo largo de los pliegues de la piel en la parte media del cuerpo.


La dermatitis seborreica en bebés, también llamada costra láctea, es una afección inofensiva y temporal. Aparece en el cuero cabelludo del niño en forma de escamas cafés o amarillas, gruesas y costrosas. También se pueden encontrar escamas similares en los párpados, los oídos, alrededor de la nariz y en la ingle. La costra láctea se puede observar en recién nacidos y niños pequeños hasta los 3 años.


La costra láctea no es contagiosa, ni causada por falta de higiene; tampoco es una alergia ni es peligrosa; y puede o no ocasionar picazón. Si se presenta con picazón, rascarse en exceso puede causar una inflamación adicional y las grietas en la piel pueden originar infecciones leves o sangrados.


En general, los síntomas de la dermatitis seborreica abarcan:


• Lesiones cutáneas


• Parches sobre una gran área


• Áreas de piel grasosa


• Escamas en la piel: blancas y escamosas, o amarillentas, grasosas y pegajosas ("caspa")


• Prurito: puede ocasionar más picazón si se infecta


• Enrojecimiento leve


• Pérdida del cabello


Signos y exámenes


El diagnóstico se basa en el aspecto y la localización de las lesiones cutáneas.


Tratamiento


Las escamas y la resequedad de la piel se pueden tratar con champúes de venta libre para la "caspa" o medicados. El cabello se debe lavar con champú frecuente y vigorosamente (preferiblemente todos los días). Se recomienda aflojar las escamas con los dedos y estregar durante por lo menos 5 minutos para luego enjuagar completamente. Algunos de los ingredientes activos en estos champúes son ácido salicílico, alquitrán de hulla, zinc, resorcina, ketoconazol o selenio.


Para los casos severos de esta enfermedad, se pueden prescribir champúes o lociones que contengan selenio, ketoconazol o corticosteroides. Para aplicar el champú, el cabello se debe dividir en pequeñas secciones, aplicarlo por áreas pequeñas y masajear la piel. Si las áreas afectadas son el rostro o el pecho, se debe aplicar una loción medicada dos veces al día.


La dermatitis seborreica puede mejorar durante el verano, especialmente después de realizar actividades al aire libre.


Para bebés afectados por la costra láctea:


• Masajearle el cuero cabelludo suavemente con los dedos o con un cepillo suave para aflojar las escamas y mejorar la circulación en el área.


• Bañarle el cabello diariamente con suavidad y utilizando un jabón suave, mientras se presenten las escamas. Después de que las escamas hayan desaparecido, el cabello se le puede lavar dos veces por semana.


• Asegurarse de enjuagarle bien el cabello para que no queden restos de jabón


• Peinarle el cabello con un cepillo limpio y suave después de cada lavada y varias veces al día.


• Si las escamas no se aflojan fácilmente y no salen, se aconseja aplicarle vaselina líquida en el cuero cabelludo y envolverle la cabeza en un trozo de tela húmedo y tibio hasta por una hora y luego bañarlo como se indicó anteriormente. Se debe recordar que el bebé pierde mucho calor a través del cuero cabelludo. Cuando se utiliza el trozo de tela tibio y húmedo con la vaselina líquida, es necesario revisarlo frecuentemente para asegurarse de que éste no se haya enfriado, ya que las ropas frías y húmedas podrían bajarle la temperatura drásticamente.


• Si las escamas siguen siendo un problema o una preocupación o si el bebé parece incómodo y se rasca la cabeza, es necesario contactar al médico, quien puede prescribir una crema o una loción para aplicarle en el cuero cabelludo varias veces al día.


Expectativas (pronóstico)


La dermatitis seborreica es una afección crónica (de por vida) que puede controlarse mediante un tratamiento y que a menudo tiene períodos inactivos extensos seguidos de nuevos brotes.


Complicaciones


• Sufrimiento psicológico, autoestima baja y vergüenza


• Infecciones bacterianas o micóticas secundarias


Situaciones que requieren asistencia médica


Se debe consultar con el médico si los síntomas de la dermatitis seborreica no mejoran con las medidas de cuidados personales o con los tratamientos de venta libre.


También si los parches de la dermatitis seborreica drenan líquido o pus, forman costras o se enrojecen y se tornan muy dolorosos.


Prevención


La gravedad de la dermatitis seborreica se puede disminuir controlando los factores de riesgo y prestando mucha atención al cuidado de la piel.


Nombres alternativos


Caspa; Eccema seborreico; Costra láctea


Referencias


Habif TP. Clinical Dermatology. 4th ed. St. Louis, Mo: Mosby; 2004:242-245.


Noble J. Textbook of Primary Care Medicine. 3rd ed. St. Louis, Mo: Mosby; 2001:762-764.

DERMATITIS DEL PAÑAL (ESCALDADURA EN EL BEBÉ). PERCY ZAPATA MENDO.

Dermatitis del pañal


Es un problema cutáneo que se desarrolla en el área por debajo del pañal de un bebé.


Causas


La dermatitis del pañal es común en bebés entre 4 y 15 meses de edad y es posible que se note más cuando los bebés empiezan a comer alimentos sólidos.


La dermatitis del pañal causada por infección con una levadura u hongo llamado cándida es muy común en los niños. La cándida se encuentra por todas partes en el medio ambiente y crece mejor en lugares calientes y húmedos, como debajo de un pañal. Una dermatitis del pañal relacionada con hongos es más probable que se presente en bebés que:


• No se mantengan limpios y secos


• Estén tomando antibióticos, o cuyas madres estén tomando antibióticos mientras amamantan


• Tenga deposiciones más frecuentes


Otras causas de la dermatitis del pañal abarcan:


• Los ácidos en las heces (se observa con más frecuencia cuando el niño tiene diarrea)


• Amoníaco (producido cuando las bacterias descomponen la orina)


• Pañales que están demasiado apretados o froten la piel


• Reacciones a jabones y otros productos utilizados para limpiar las telas de los pañales


• Demasiada humedad


Síntomas


Usted puede notar lo siguiente en el área del pañal de su hijo:


• Salpullido o brote de color rojo brillante que se vuelve más grande


• Áreas descamativas de color rojo vivo en el escroto y el pene en los niños


• Áreas descamativas o rojas en los labios y la vagina en las niñas


• Granos, ampollas, úlceras, protuberancias grandes o llagas llenas de pus


• Parches rojos más pequeños (llamados lesiones satélites) que crecen y se mezclan con otros parches


Los bebés más grandes se pueden rascar cuando les quitan el pañal


La dermatitis del pañal por lo general NO se disemina más allá del borde de éste.


Pruebas y exámenes


La dermatitis del pañal relacionada con hongos o cándida con frecuencia se puede diagnosticar sólo con su apariencia. El examen de hidróxido de potasio (KOH) puede confirmar un diagnóstico de cándida


Tratamiento


El mejor tratamiento para una dermatitis del pañal es mantener el área del pañal limpia y seca. Esto también ayudará a prevenir nuevas dermatitis.


• Lávese siempre las manos después de cambiar un pañal


• Pregúntele al médico si una crema para la dermatitis del pañal serviría. Los productos a base de óxido de zinc o vaselina ayudan a mantener la humedad lejos de la piel del bebé cuando se aplica a la piel completamente limpia y seca


• Evite usar pañitos que tengan alcohol o perfume, ya que pueden secar o irritar más la piel


• No use almidón de maíz en las nalgas de su bebé, ya que puede empeorar una dermatitis del pañal por cándida


• No use talco (polvo de talco), dado que puede penetrar en los pulmones del bebé


• Cambie con frecuencia el pañal de su bebé, y lo antes posible después de que éste orine o defeque


• Ponga a su bebé en una toalla sin un pañal puesto cuando sea posible. Cuanto más tiempo pueda mantenerse al bebé sin pañal, mejor.


• Seque el área dando palmaditas o deje que se seque al aire


• Coloque los pañales sueltos. Los pañales que están demasiado apretados no permiten el paso de suficiente aire y pueden frotar e irritar la cintura o los muslos del bebé.


• Use agua y una tela suave o una pelota de algodón para limpiar suavemente el área del pañal con cada cambio de éste. Evite frotar o estregar el área. Se puede utilizar una botella de agua de chorrear para las áreas sensibles


• El uso de pañales muy absorbentes ayuda a mantener la piel seca y reduce la probabilidad de contraer una infección


Si usted usa pañales de tela:


• Evite los pantalones plásticos o de caucho sobre el pañal. Éstos no permiten que pase suficiente aire


• NO use suavizantes de telas ni hojas para la secadora, ya que pueden empeorar el salpullido


• Al lavar los pañales de tela, enjuague 2 ó 3 veces para eliminar todo el jabón si su hijo ya tiene salpullido o lo ha tenido antes


MEDICAMENTOS:


Las cremas y ungüentos antimicóticos para la piel de uso tópico eliminarán infecciones causadas por hongos levaduriformes. Nistatina, miconazol, clotrimazol y ketaconazol son comunes.


Algunas veces, se puede utilizar una crema corticoesteroide tópica leve. Hable con el médico antes de ensayarla con su bebé.


Pronóstico


La erupción suele responder bien al tratamiento.


Posibles complicaciones


Las complicaciones de la dermatitis del pañal asociada con cándida pueden abarcar:


• Infección secundaria


Cuándo contactar a un profesional médico


Llame al médico si:


• El salpullido empeora o no desaparece en 2 a 3 días.


• El salpullido se propaga al abdomen, la espalda, los brazos o la cara.


• Usted nota granos, ampollas, úlceras, protuberancias grandes o llagas llenas pus.


• Su bebé también tiene una fiebre.


• Su bebé está tomando un antibiótico y desarrolla un salpullido de color rojo brillante con manchas en sus bordes. Esto podría ser una infección por hongos levaduriformes.


• Su bebé desarrolla un salpullido durante las primeras 6 semanas de vida.


Nombres alternativos


Dermatitis del pañal relacionada con cándida; Cándida y dermatitis del pañal; Pañalitis


Referencias


Tallia A, Scherger J, Dickey N, eds. Swanson's Family Medicine Review. 6th ed. Philadelphia, Pa: Mosby Elsevier; 2008: chap 103.

DERMATITIS DE CONTACTO. PERCY ZAPATA MENDO.

Dermatitis de contacto


La dermatitis de contacto es una inflamación de la piel causada por el contacto directo con una sustancia irritante.


Causas


La dermatitis de contacto es una inflamación de la piel causada por el contacto directo con una sustancia que causa una reacción alérgica o irritante (irritante o alergeno). Las reacciones pueden variar en la misma persona con el tiempo. Los antecedentes de cualquier tipo de alergias incrementan el riesgo de padecer esta afección.


La dermatitis irritante, el tipo más común de dermatitis de contacto, implica inflamación resultante del contacto con ácidos, materiales alcalinos como jabones y detergentes, disolventes u otros químicos. La reacción suele parecerse a una quemadura.


La dermatitis de contacto alérgica, el segundo tipo más común de dermatitis de contacto, es provocada por la exposición a una sustancia o material al que usted se ha vuelto muy sensible o alérgico. La reacción alérgica a menudo se demora y la erupción aparece de 24 a 48 horas después de la exposición. La inflamación de la piel varía desde una irritación leve y enrojecimiento hasta úlceras abiertas, dependiendo del tipo de irritante, la parte afectada del cuerpo y su sensibilidad.


La dermatitis por tratamiento excesivo es una forma de dermatitis de contacto que se presenta cuando el tratamiento para otro trastorno cutáneo provoca irritación.


Las alergias comunes asociadas con la dermatitis de contacto son:


• Hiedra, encina y zumaque venenosos


• Otras plantas


• Níquel y otros metales


• Medicamentos


o antibióticos, especialmente los aplicados a la superficie de la piel (tópicos)


o anestésicos tópicos


o otros medicamentos


• Caucho o látex


• Cosméticos


• Telas y ropa


• Detergentes


• Disolventes


• Adhesivos


• Fragancias, perfumes


• Otras sustancias y químicos


La dermatitis de contacto puede involucrar una reacción a una sustancia a la que usted está expuesto o utiliza repetitivamente. Aunque puede no existir ninguna reacción inicial, el uso regular (por ejemplo, removedores de esmalte de uñas, preservativos en las soluciones para lentes de contacto o el contacto constante con metales de los aretes o el reverso metálico de los relojes de pulsera) puede causar a la larga una sensibilidad y reacción al producto.


Algunos productos causan una reacción sólo cuando están en contacto con la piel y son expuestos a la luz solar (fotosensibilidad). Entre ellos se pueden mencionar lociones para la afeitada, bloqueadores solares, ungüentos con sulfa, algunos perfumes, productos con alquitrán de hulla y aceite de la cáscara del limón dulce. Unos pocos alergenos aerotransportados, como la ambrosía y la aspersión de insecticidas, pueden causar una dermatitis de contacto.


Síntomas


• Picazón (prurito) de la piel en áreas expuestas


• Enrojecimiento o inflamación de la piel en el área expuesta


• Sensibilidad de la piel en el área expuesta


• Inflamación localizada de la piel


• Calor en el área expuesta (puede ocurrir)


• Erupción o lesión cutánea en el sitio de la exposición


o lesiones de cualquier tipo: enrojecimiento, salpullido, pápulas (similares a granos), vesículas y bulas (ampollas)


o puede implicar exudado, drenaje o formación de costras


o puede volverse escamosa, en carne viva o engrosada


Pruebas y exámenes


El diagnóstico se basa principalmente en la apariencia de la piel y los antecedentes de exposición a un irritante o alergeno.


De acuerdo con la Academia Estadounidense de Alergia, Asma e Inmunología (American Academy of Allergy, Asthmaand Immunology), "el examen con parche es el método de referencia para la identificación del alergeno de contacto". Las pruebas de alergia con parches cutáneos pueden ayudar a precisar cuál es el alergeno sospechoso que está causando la reacción.


El examen con parche se utiliza para pacientes que sufren dermatitis de contacto recurrente y crónica. Requiere tres visitas al consultorio y debe ser efectuado por un médico con experiencia detallada en los procedimientos e interpretación de los resultados. En la primera visita, se aplican pequeños parches de potenciales alergenos a la piel. Estos parches se retiran 48 horas más tarde para ver si se ha presentado una reacción. Una tercera visita aproximadamente dos días más tarde se hace para evaluar cualquier reacción tardía. Usted debe llevar consigo los materiales sospechosos, especialmente si ya los ha probado en un área pequeña de su piel y ha notado una reacción.


Se pueden utilizar otras pruebas para descartar otras causas posibles, como una biopsia de lesión de piel o cultivo de la lesión de piel.


Tratamiento


El tratamiento inicial incluye el lavado cuidadoso con mucha agua para retirar cualquier rastro de irritante que pueda haber quedado en la piel. Usted debe evitar exposiciones futuras a los irritantes o alergenos conocidos.


En algunos casos, el mejor tratamiento es no hacer nada en el área.


Las cremas o ungüentos para la piel pueden reducir la inflamación. Siga cuidadosamente las instrucciones cuando utilice estas cremas, porque su uso excesivo, incluso de productos de venta libre de baja concentración, puede causar una afección cutánea problemática. En casos severos, se pueden necesitar corticosteroides sistémicos para reducir la inflamación, los cuales generalmente se disminuyen de manera gradual durante aproximadamente 12 días para prevenir la recurrencia de la erupción. Además del tratamiento para la piel con corticoesteroides o en lugar de éste, el médico puede recetar tacrolimús en ungüento o pimecrolimús en crema.


Se pueden recomendar compresas húmedas y lociones suavizantes, antipruriginosas (contra la picazón) o secantes para reducir otros síntomas.


Pronóstico


La dermatitis de contacto suele desaparecer sin complicaciones al cabo de dos o tres semanas, pero puede reaparecer si no se identifica y evita la sustancia o material causal. Es posible que sea necesario un cambio de ocupación o de los hábitos laborales si el trastorno es causado por una exposición en el trabajo.


Posibles complicaciones


Se pueden presentar infecciones cutáneas bacterianas secundarias.


Cuándo contactar a un profesional médico


Consulte con el médico si los síntomas indican que hay una dermatitis de contacto y es severa o si no hay mejoría después del tratamiento.


Prevención


Evite el contacto con los alergenos conocidos y utilice guantes protectores u otras barreras si el contacto con sustancias es probable o inevitable. Lave minuciosamente las superficies de la piel después del contacto con sustancias. Evite el tratamiento excesivo de los trastornos cutáneos.


Nombres alternativos


Dermatitis por contacto; dermatitis alérgica


Referencias


Gober MD, DeCapite TJ, Gaspari AA. Contact dermatitis. In: Adkinson NF Jr, ed. Middleton’s Allergy: Principles and Practice. 7th ed. Philadelphia, Pa: Mosby Elsevier; 2008:chap 63.


Habif TP. Contact dermatitis and patch testing. In: Habif TP, ed. Clinical Dermatology. 5th ed. Philadelphia, Pa: Mosby Elsevier; 2009:chap 4.