Entradas

Mostrando entradas de enero 28, 2014

LAS DOLENCIAS DE NAPOLEON BONAPARTE. PERCY ZAPATA MENDO.

Imagen
LAS DOLENCIAS DE NAPOLEON BONAPARTE
Las representaciones pictóricas juveniles de Napoleón Bonaparte muestran a un hombre no muy bien parecido, de cutis amarillento, ojos grises, mandíbula prominente y una nariz armónica; la característica física más notable era, sin embargo, su pequeña estatura a una edad en que se puede considerar definitiva – no más de un metro sesenta – y una  delgadez exagerada en sus años mozos, aunque recio y fuerte. En aquella época, solía llevar los cabellos muy desordenados, en concordancia con una vestimenta desaliñada que evidenciaba una escasa preocupación por su aspecto personal. Con esta descripción, está claro que su poder de atracción, así como el poder que alcanzó como gobernante, no radicaron en su aspecto físico, sino en una inteligencia que ha sido calificada como privilegiada, en una frondosa imaginación no exenta de sentido común y, como suele ocurrir con algunos personajes no muy dotados físicamente, un desborde de simpatía que alternaba con enojo…