Síntomas de la hepatitis

SÍNTOMAS DE LA HEPATITIS

Ictericia: Es la coloración amarilla de la piel, ojos y mucosas provocada por la acumulación en la sangre de la bilirrubina.

Heces Claras: La presencia de heces claras, casi blancas, es llamada de acolia fecal, siendo también una señal común de la hepatitis. La bilirrubina es la sustancia responsable por la coloración marrón de las heces. Si el hígado se encuentra inflamado y funcionando mal, la bilirrubina que llega hasta él no logra ser metabolizada ni excretada en dirección a las heces, impidiendo que el bolo fecal tenga su coloración característica.

Orina Oscura: La orina oscura ocurre por la acumulación de bilirrubina en la sangre. El papel de los riñones en nuestro organismo es el de filtrar la sangre, eliminando sustancias innecesarias o en exceso. Y es exactamente eso lo que hacen los riñones en los pacientes con ictericia: excretan el exceso de bilirrubina, que, por ser un pigmento oscuro, acaba oscureciendo la orina, dejándola con color parecido al té cargado.

Comezón Difusa En La Piel: La ictericia viene frecuentemente asociada a la comezón, pues la bilirrubina depositada en la piel causa irritación de las terminaciones nerviosas.

Dolor Abdominal: La inflamación de la hepatitis aguda puede causar una hinchazón del hígado, provocando dolor en el mismo. El dolor de la hepatitis está localizado justo debajo de las costillas derechas, exactamente en la parte donde se encuentra el hígado.

Malestar General: La hepatitis siempre causa un cuadro poco específico de malestar, que puede incluir diversos síntomas, como debilidad, cansancio fácil, pérdida del apetito, dolor muscular, dolor articular, diarrea, rash (manchas rojas en el cuerpo), náuseas y vómitos.

Fiebre: La fiebre de la hepatitis usualmente es baja y suele estar acompañada de algunos síntomas inespecíficos descritos en el ítem anterior.

Insuficiencia Hepática Aguda: En ocasiones, el cuadro de hepatitis puede manifestarse como una falencia aguda del hígado, llamada de hepatitis fulminante. La inflamación es tan intensa que el hígado deja de funcionar por completo, lo cual lleva a un cuadro catastrófico. Los enfermos con hepatitis fulminante pueden presentar una variedad de complicaciones, como reducción del nivel de conciencia, coma, edema cerebral, insuficiencia renal aguda, hipoglicemia grave, hemorragias espontáneas y falencia de múltiples órganos.

El único tratamiento efectivo para estos casos es el trasplante de hígado urgente.

Autor:

Dr. Pedro Pinheiro. “8 síntomas de la hepatitis aguda”. En: Md.Saúde.

Comentarios

Entradas populares de este blog

HEMORROIDES

¿ES POSIBLE CONTAGIARSE DE HERPES GENITAL SIN TENER SEXO?

CAUSAS DEL FLUJO VAGINAL