BURSITIS. PERCY ZAPATA MENDO, JAIME ZAPATA MENDO.

Bursitis

Es la inflamación del saco lleno de líquido (bolsa) que se encuentra entre el tendón y la piel o entre el tendón y el hueso. Esta condición puede ser aguda o crónica.

Causas, incidencia y factores de riesgo

Las bolsas son cavidades llenas de líquido ubicadas cerca de las articulaciones en donde los tendones o los músculos pasan por encima de las protuberancias óseas. Ellas ayudan con el movimiento y reducen la fricción entre las partes móviles.

La causa de la bursitis puede ser sobrecarga crónica, traumatismo, artritis reumatoidea, gota o infección. Algunas veces, la causa no se puede determinar. La bursitis comúnmente se presenta en el hombro, la rodilla, el codo y la cadera. También puede afectar otras áreas como el tendón de Aquiles y el pie.

Se puede presentar inflamación crónica con los ataques o lesiones repetitivas de bursitis.

Síntomas

Usted puede notar:

• Sensibilidad y dolor articular cuando se presiona alrededor de la articulación

• Rigidez y molimiento cuando se mueve la articulación afectada

• Hinchazón, calor o enrojecimiento sobre la articulación

Tratamiento

El médico puede recomendar descanso o inmovilización temporal de la articulación afectada.

Los antinflamatorios no esteroides (AINES), como el ibuprofeno, pueden aliviar el dolor y la inflamación. La fisioterapia formal también puede ayudar.

Si la inflamación no responde al tratamiento inicial, es posible que sea necesario extraer líquido de la bolsa e inyectar corticosteroides. Rara vez se requiere cirugía.

A medida que el dolor desaparece, se debe comenzar a ejercitar el área afectada. Si se ha presentado atrofia muscular (debilidad o disminución en tamaño), el médico puede recomendar ejercicios para restablecer la fortaleza e incrementar la movilidad.

La bursitis ocasionada por infección se trata con antibióticos. Algunas veces, se debe hacer un drenaje quirúrgico de la bolsa infectada.

Expectativas (pronóstico)

Esta enfermedad puede responder bien al tratamiento o puede convertirse en una afección crónica si no se logra corregir la causa subyacente.

Complicaciones

• Se puede presentar bursitis crónica.

• Demasiadas inyecciones de esteroides en un corto tiempo pueden ocasionar lesión en los tendones circundantes.

Prevención

Evite en lo posible actividades que involucren movimientos repetitivos de cualquier parte del cuerpo.

Comentarios

Entradas populares de este blog

LOS RIESGOS QUE IMPLICAN EL SEXO ORAL

CONDILOMAS (VERRUGAS GENITALES). PERCY ZAPATA MENDO.

DERMATITIS DEL PAÑAL (ESCALDADURA EN EL BEBÉ). PERCY ZAPATA MENDO.