DOLOR DE CABEZA E HIPERTENSIÓN ARTERIAL

DOLOR DE CABEZA E HIPERTENSIÓN ARTERIAL

Toda paciente con dolor, principalmente si es de fuerte intensidad, presenta irremediablemente una presión arterial por arriba de los valores habituales, ya sea por dolor de cabeza, dolor de estómago, dolor en el pie u otra zona imaginable. Por lo tanto, es lógico que el paciente note siempre que su presión está alta cada vez que tiene un dolor de cabeza fuerte. El problema aquí es confundir la causa con el efecto.

La presión arterial sólo puede ser considerada como la causa del dolor de cabeza cuando alcanza niveles muy elevados, generalmente arriba de 200 mmHg de presión sistólica (la “alta”) y/o 110 de presión diastólica (la “baja”).

Los pacientes con una hipertensión mal controlada desde hace meses, puede no sentir molestias incluso con valores exorbitantes por encima de 200 mmHg de presión sistólica. Sin embargo, si presentara elevaciones súbitas de la presión, muy arriba de lo “habitual”, es aceptable asociar su dolor de cabeza a un descontrol de la presión arterial.


Conclusión: dolor de cabeza o dolor en la nuca no son síntomas confiables de hipertensión arterial.

Comentarios

Entradas populares de este blog

LOS RIESGOS QUE IMPLICAN EL SEXO ORAL

CONDILOMAS (VERRUGAS GENITALES). PERCY ZAPATA MENDO.

DERMATITIS DEL PAÑAL (ESCALDADURA EN EL BEBÉ). PERCY ZAPATA MENDO.