CANCER DE ENDOMETRIO. PERCY ZAPATA MENDO.

Cáncer endometrial


Es un cáncer que comienza en el endometrio, el revestimiento del útero (matriz).


Causas, incidencia y factores de riesgo


El endometrial es el tipo más común de cáncer uterino. Aunque no se conoce su causa exacta, el aumento de los niveles de estrógeno parece jugar un papel. El estrógeno ayuda a estimular la formación del revestimiento del útero. Los estudios han mostrado que los altos niveles de estrógeno en animales producen crecimiento endometrial excesivo y cáncer.


La mayoría de los casos de cáncer endometrial ocurre entre las edades de 60 y 70 años, pero unos cuantos casos pueden presentarse antes de los 40 años.


Los siguientes factores incrementan el riesgo de padecer cáncer endometrial:


• Diabetes


• Estrogenoterapia restitutiva sin el uso de progesterona


• Antecedentes de pólipos endometriales u otros tumores benignos del revestimiento uterino


• Esterilidad (incapacidad para quedar embarazada)


• Períodos menstruales infrecuentes


• Tamoxifeno, un fármaco para el tratamiento del cáncer de mama


• Nunca haber estado en embarazo


• Obesidad


• Síndrome del ovario poliquístico (SOP)


• Inicio de la menstruación a temprana edad (antes de los 12 años)


• Comenzar la menopausia después de los 50 años


Las afecciones asociadas abarcan las siguientes:


• Cáncer de colon o de mama


• Colecistopatía


• Hipertensión arterial


• Poliquistosis ovárica


Síntomas


• Sangrado uterino anormal, períodos menstruales anormales


o sangrado entre períodos normales en mujeres premenopáusicas


o sangrado vaginal o manchas de sangre en mujeres posmenopáusicas


• Episodios de sangrado vaginal frecuentes, fuertes y extremadamente prolongados después de los 40 años


• Dolor abdominal bajo o calambres pélvicos


• Flujo vaginal ligeramente blanco o claro después de la menopausia


Signos y exámenes


Un examen de pelvis suele ser normal, especialmente en las primeras etapas de la enfermedad. Cuando la enfermedad está más avanzada, pueden verse cambios en el tamaño, la forma o la palpación del útero o de sus estructuras circundantes.


Los exámenes que se pueden hacer abarcan:


• Aspiración o biopsia endometrial


• Dilatación y legrado (D y C)


• Citología vaginal (puede suscitar una sospecha de cáncer endometrial, pero no lo diagnostica)


Si se descubre el cáncer, se pueden llevar a cabo otros exámenes para determinar su grado de diseminación y si se ha propagado o no a otras partes del cuerpo. Esto se denomina estadificación.


Etapas del cáncer endometrial:


1. El cáncer está sólo en el útero.


2. El cáncer está en el útero y en el cuello uterino.


3. El cáncer se ha diseminado por fuera del útero, pero no más allá de la pelvis verdadera, y puede comprometer los ganglios linfáticos en la pelvis o cerca de la aorta (la principal arteria en el abdomen).


4. El cáncer se ha diseminado hacia la superficie interior del intestino, la vejiga, el abdomen u otros órganos.


El cáncer también se describe como grado 1, 2 y 3. El grado 1 es el menos agresivo y el grado 3 es el más agresivo.


Tratamiento


Las opciones de tratamiento consisten en cirugía, radioterapia y quimioterapia.


Una histerectomía se puede llevar a cabo en mujeres con la enfermedad en etapa 1 y generalmente se recomienda la extirpación de las trompas y de los ovarios (salpingo-ooforectomía bilateral).


La histerectomía abdominal se recomienda más que la histerectomía vaginal. Este tipo de histerectomía le permite al cirujano observar el interior del área abdominal y extraer tejido para una biopsia.


La cirugía combinada con radioterapia a menudo se utiliza para tratar a las mujeres con la enfermedad en etapa 1 que tiene una alta posibilidad de retornar, que se ha diseminado a los ganglios linfáticos o es grado 2 ó 3. También se emplea para tratar a mujeres con enfermedad en etapa 2.


La quimioterapia se puede considerar en algunos casos, especialmente para aquellas personas con la enfermedad en las etapas 3 y 4.


Expectativas (pronóstico)


El cáncer endometrial suele ser diagnosticado en una etapa inicial y la tasa de supervivencia a 1 año es aproximadamente del 92%.


La tasa de supervivencia a 5 años para este cáncer que no se ha diseminado es del 95%, pero si el cáncer se ha diseminado a órganos distantes, esta tasa de supervivencia cae al 23%.


Complicaciones


Las complicaciones pueden incluir anemia a causa de la pérdida de sangre. Asimismo, se puede presentar una perforación (orificio) en el útero durante una dilatación y legrado o durante una biopsia endometrial.


Igualmente, puede haber complicaciones a raíz de la histerectomía, la radioterapia y la quimioterapia.


Situaciones que requieren asistencia médica


Consulte con el médico si tiene sangrado vaginal anormal o cualquier otro síntoma de cáncer endometrial. Esto es particularmente importante si usted tiene cualquier tipo de factores de riesgo asociados o si no se ha sometido a exámenes pélvicos de rutina.


Cualquiera de los siguientes síntomas se le debe informar inmediatamente al médico:


• Sangrado o manchado después de una relación sexual o una ducha vaginal


• Sangrado que dura más de 7 días


• Períodos que ocurren cada 21 días o más


• Sangrado o manchado después de 6 meses o más de no presentarse ninguna hemorragia


Prevención


Todas las mujeres deben hacerse exámenes pélvicos con regularidad, desde el inicio de su actividad sexual (o a la edad de 21 años, si no son sexualmente activas), para ayudar a detectar los signos de infección de desarrollo anormal. Las mujeres deben hacerse citologías vaginales comenzando tres años después de haberse convertido en sexualmente activas.


A las mujeres con cualquiera de los factores de riesgo para el cáncer endometrial se les deben hacer controles más estrictos por parte de sus médicos. Se deben realizar exámenes pélvicos y pruebas de detección frecuentes, como una citología vaginal y una biopsia endometrial.


Las mujeres que están tomando una estrogenoterapia restitutiva deben hacerse exámenes pélvicos y citologías vaginales regulares.


Nombres alternativos


Adenocarcinoma endometrial; Adenocarcinoma uterino; Cáncer uterino; Adenocarcinoma del endometrio; Adenocarcinoma del útero; Cáncer del útero; Cáncer endometrial; Cáncer del cuerpo uterino


Referencias


American Cancer Society. Cancer Facts and Figures 2009. Atlanta, Ga: American Cancer Society; 2009.


Park CK, Apte S, Acs G, Harris EER. Cancer of the endometrium. In: Abeloff MD, Armitage JO, Niederhuber JE, Kastan MB, McKenna WG, eds. Abeloff’s Clinical Oncology. 4th ed. Philadelphia, Pa: Elsevier Churchill Livingstone; 2008:chap 92.


Lu K, Slomovitz BM. Neoplastic diseases of the uterus: Endometrial hyperplasia, endometrial carcinoma, sarcoma: Diagnosis and management. In: Katz VL, Lentz GM, Lobo RA, Gershenson DM, eds. Comprehensive Gynecology. 5th ed. Philadelphia, Pa: Mosby Elsevier; 2007:chap 32.


Hernandez E, American College of Obstericians and Gynecologists. ACOG practice bulletin number 65: management of endometrial cancer. Obstet Gynecol. 2006;107(4):952.

Comentarios

Entradas populares de este blog

LOS RIESGOS QUE IMPLICAN EL SEXO ORAL

CONDILOMAS (VERRUGAS GENITALES). PERCY ZAPATA MENDO.

CAUSAS DEL FLUJO VAGINAL